MODERNIDAD TRADICIONAL EN NEGRO, ROJO Y VERDE

El concepto de diseño del Motel One Friburgo

 

¡Cucú! Entre los densos abetos sobresalen los típicos sombreros de pompones rojos y las retorcidas viñas prometen buenas cosechas y copas llenas. La comarca de la Selva Negra que se encuentra alrededor de Friburgo tiene tanta riqueza natural y cultural que queremos hacerle un homenaje con el concepto de diseño interior del Motel One Friburgo, por supuesto combinado con una gran porción de diseño contemporáneo. ¿Tradición regional unida a la modernidad? ¡Claro que sí!

Ya desde la entrada se sentirá transportado directamente a la atmósfera mística de la Selva Negra. El suelo de pizarra bituminosa y la pared posterior con revestimiento plateado de la recepción hacen referencia a dos recursos naturales que han marcado a esta región. Un motivo clásico de paisaje, realizado en forma abstracta como gráfico punteado, ofrece una vista maravillosa y nada cursi de las montañas de Friburgo, con ciervos bramando incluidos. 

El carácter rural se acentúa con elementos de madera y con las formas y colores naturales de los sillones y sofás de  B&B Italia y de Moroso. Un detalle original: la alfombra «Woodheart» de la firma de Colonia Floor to Heaven, que recuerda a un tronco de árbol cortado y nos prepara para un viaje en el que exploraremos los espesos bosques de abetos y los viñedos. Además, las lámparas Original BTC iluminan el check-in y establecen una conexión con las farolas, que se encuentran en la puerta y se pueden ver por todas las calles de la ciudad. 

Nuestro One Lounge le recibe como una estancia típica pero moderna de la Selva Negra. 

Las mecedoras de  Baxter situadas junto a la chimenea digital y los taburetes rojos al estilo de los típicos sombreros de pompones son una reinterpretación de los elementos tradicionales. El parqué de madera auténtica y los relojes de cuco clásicos proporcionan una comodidad rústica. Estos relojes han sido confeccionados a mano, en exclusiva para nosotros, por Christophe Herr, uno de los talladores de relojes más conocidos de la zona. Aquí puede ver a este maestro de los relojes mientras trabaja    

«Wine not?» es el lema del diseño de nuestro bar.

Después de todo, Baden es la tercera zona vinícola más grande de Alemania. La pared posterior se fabricó con alrededor de 1750 botellas vacías y es la estrella del hotel: cada una de ellas tiene LED que animan el bar con un ritmo especial. Con un brillo unas veces más claro y otras más oscuro, recuerdan a las hojas de parra que se mecen a la luz del sol. Aquí, en los sillones colgantes de Studio Stirling podrá balancear las piernas y el alma tomando una copita. Casi igual que si estuviéramos sentados en las ramas de las parras. 

Por las mañanas, para despertar nuestro interés por explorar la ciudad, el ilustrador friburgués Tillmann Waldvogel se ha hecho cargo de la decoración de la pared de la zona de desayuno.

Sus composiciones esquemáticas están pintadas sobre tablas originales de una estancia típica de la Selva Negra y transportan a la sala escenas típicas de la ciudad, desde los arroyuelos hasta el mercado de la plaza de la catedral, y también se encuentran en las habitaciones gracias a los diseños de las alfombras. Los pequeños y coloridos barquitos de los arroyuelos completan una decoración típicamente friburguesa. Ahora, lo único que falta es una gran porción de tarta de la Selva Negra...

¿Hemos despertado su interés? ¡Entonces visítenos en el Motel One Friburgo y respire el ambiente moderno de la Selva Negra!

Reservar ahora