DRESDE-LEIPZIG-MAGDEBURGO

Algo viejo, algo nuevo ¡y algo azul!

PROPUESTA DE ITINERARIO

2 días en Dresde + 1 día en la región de Dresden Elbland + 2 días en Leipzig + 1 día en Dessau + 2 días en Magdeburgo

Ruta:
Dresde - Meißen (aprox. 45 min en coche y en tren) 
Meißen - Leipzig (aprox. 1,5 h en coche y en tren)
Leipzig - Dessau (aprox. 1 h en coche y en tren)
Dessau - Magdeburgo (aprox. 1 h en coche/1,5 h en tren) 


Infórmese sobre las normativas de viaje aplicables en su país.
Por cierto: con nuestra opción de modificación flexible de reserva, dispone de todas las opciones, ¡incluso si sus planes cambian de repente!


Continuar leyendo

Primera parada: Dresde

Nuestro Motel One Dresde

DE LO VIEJO...

El mejor modo de ver la ciudad es a pie, y comenzamos nuestra visita de forma clásica, en el casco antiguo. Aquí se reúnen la mayoría de los símbolos que caracterizan a Dresde: la iglesia de Nuestra Señora o Frauenkirche, el Palacio de Dresde, las antiguas caballerizas o Stallhof y "El desfile de los príncipes", un mural de 101 metros de longitud que representa la historia de la dinastía sajona, la plaza Neumarktla Ópera Semper, una de las óperas más bonitas del mundo, y el Palacio Zwinger, que alberga la célebre Galería de Pinturas de los Maestros Antiguos y la colección de porcelana.

A LO NUEVO

A través del puente de Augusto llegará al "barrio alternativo" de Neustadt, caracterizado por una encantadora combinación de edificios antiguos y restaurados, callejuelas estrechas y sinuosos patios traseros con cafeterías, tabernas y tiendas que van desde el buen gusto hasta lo estrafalario. Hay que admitir que todo lo que le espera aquí no es precisamente flamante. Para empezar, le dará la bienvenida el Caballero Dorado: el príncipe elector sajón y rey polaco Augusto el Fuerte. Por cierto, a él y a su hijo hay que agradecerles los suntuosos edificios barrocos y las colecciones de arte que le granjearon a Dresde el sobrenombre de "la Florencia del Elba". 
A la vuelta de la esquina, en los alrededores de la calle Königsstraße también se encuentra el Barrio barroco, que, por cierto, es uno de los barrios más atractivos de la ciudad. Además, el Mercado de Neustadt, considerado el mercado más bonito de Alemania, promete, con sus cuatro pisos, una moderna experiencia de compras en un marco histórico. Y hablando de compras: también merece la pena ver el pasaje Kunsthofcon sus pequeños restaurantes y tiendas de artesanía, que surgió hace más de 20 años para darles una nueva vida a los patios traseros que no se usaban. 
Un poco más hacia el este, pero en sentido estricto, a este lado del río Elba, también le espera una gran sorpresa conocida como milagro azul: el puente Loschwitzer Brücke, que desde 1893 une los barrios residenciales de Loschwitz y Blasewitz. Cuando se construyó, se consideraba una obra maestra técnica, y recibió su apodo "el milagro azul" porque, al parecer, su pintura de color verde se tiñó sola de azul.

 

COMPAÑEROS DE VIAJE LLENOS DE NOSTALGIA

Funicular de Dresde: Desde 1895, el Standseilbahn o funicular de Dresde viaja desde la plaza Körnerplatz hasta el barrio residencial de Weißer Hirsch, situado a una mayor altura y en el que no solo le impresionará la arquitectura, sino también las vistas de la ciudad.

Funicular en suspensión: Cerca de la plaza Körnerplatz también se encuentra la estación del valle del funicular en suspensión más antiguo del mundo, que desde 1901 lleva a los pasajeros a disfrutar de "bonitas vistas" en cuatro minutos y medio.  

Trabi Safari: ¿Le gustaría ponerse al volante de un Trabant e ir a toda mecha por Dresde? ¡Una visita por la ciudad ideal para los nostálgicos! ¡Pise el acelerador aquí!  

 

ENTRE TORRES

Para disfrutar de unas vistas panorámicas desde la altura, Dresde ofrece varias posibilidades. Aquí le ofrecemos una pequeña selección: 
Torre de la iglesia Frauenkircheun clásico de 67 metros 
Torre de la iglesia Dreikönigskirche87 metros con vistas a la otra orilla del Elba
Torre de la iglesia Kreuzkircheque ya ha sido destruida 5 veces, con 92 metros    

 

VERDE QUE TE QUIERO VERDE

Más del 60 % de la superficie de la ciudad son zonas verdes, lo cual convierte a Dresde en una de las ciudades más verdes de Europa. Con 623 parques y zonas verdes en un total de 327 hectáreas, cualquiera puede encontrar su rincón, por ejemplo, en el Blüherpark, el Bürgerwiese, el Große Garten…aquí ofrecemos un resumen

Los alrededores de Dresde también son muy verdes: el bosque Dresdner Heide, antiguo coto de caza de los príncipes electores, es hoy en día la zona recreativa de los habitantes de Dresde. Y está a tiro de piedra del centro de la ciudad para dar un idílico paseo. Un poco más al sur de Dresde puede pasear por el pintoresco Rabenauer Grund (30 min en coche o 1 h en transporte público de cercanías) y descubrir qué son el "Ojo de la aguja", la "Piedra de los fundadores" o la "Silla del abuelo". 

 

PERSPECTIVAS HISTÓRICAS

Vistas Canaletto: Desde la orilla del Elba de Neustadt, si mira río arriba y contempla la silueta de la ciudad de Dresde, con las iglesias de Hofkirche y de Frauenkirche, tendrá ante sus ojos las famosas "Vistas Canaletto". Estas vistas deben su nombre al cuadro pintado por Canaletto en 1748, que se puede admirar de cerca en la Galería de Pinturas de los Maestros Antiguos. El pintor Bernardo Bellotto, llamado Canaletto, era conocido en aquella época por sus vistas de ciudades extremadamente realistas, y también pintó Viena, Turín y Varsovia.

Ruinas de Pillnitz: A unos 500 metros de los muros del parque del Palacio de Pillnitz, en la ladera suroeste del monte del palacio, por encima del Friedrichsgrund, se encuentran las ruinas en el centro de una colina en el bosque. Recorriendo un sinuoso camino, en un paseo de 10 minutos se llega a esta construcción que se erigió en 1780 como destino de paseo para Federico Augusto III, príncipe elector en aquella época y futuro rey de Sajonia. Las vistas merecen la pena, especialmente en las templadas noches de verano, cuando se puede contemplar la ciudad iluminada.

 

¿YA LO SABÍA? 

¿Sabía que Dresde cuenta con una variada oferta de museos? ¡Seguro que sí! Pero, ¿a que no sabía que desde 1912 aquí se encuentra el Museo alemán de la higiene? Si se presenta la ocasión, merece la pena visitarlo... Y si no, ¡también! 

¿Sabía que hasta finales de agosto tienen lugar las "Noches de cine a orillas del Elba", el mayor festival de cine al aire libre de Alemania? Aquí puede consultar el programa.


Continuar leyendo

Parada intermedia: región de Dresden Elbland y Meißen

Con su pintoresco paisaje, los alrededores de Dresde invitan a: 

  • Una ruta por las bodegas que se encuentran a lo largo de la orilla del Elba en Radebeul, que forman parte de los 60 km de Ruta Sajona del Vino. En ellas, además de las variedades Riesling, Weißburgunder y Grauburgunder, también se puede degustar la especialidad de la región del Elba, la Schieler (un vino obtenido a partir de uvas tintas y blancas).
  • Una ruta de palacios y castillos, de los que está repleta la zona que hay entre Dresde y Leipzig. Aquí se encuentra, por ejemplo, el palacio de Moritzburg, considerado uno de los palacios más bonitos de toda Alemania y en el que se rodó el clásico del cine "Cenicienta y el Príncipe". O también el Palacio de Pillnitz, del s. XVIII, que cuenta con un parque y otro palacio justo a la orilla del río Elba. También se puede visitar la explotación vinícola del estado federado de Sajonia, Palacio Wackerbarth, con sus jardines barrocos, donde se puede disfrutar al mismo tiempo de la cultura y el placer.
  • Una visita a Meißen: El casco antiguo con su catedral, las piezas de porcelana locales y el castillo de Albrechtsburg son tres buenas razones por las que merece la pena hacer una excursión a esta ciudad.  

Continuar leyendo

Segunda parada: Leipzig

Nuestro Motel One Leipzig

PARA NO DESORIENTARSE

Desde nuestros tres Motel One en Leipzig podrá conquistar el casco antiguo rápidamente y a pie. A la vuelta de la esquina se encuentran la plaza Augustusplatz con la sala de conciertos Gewandhaus, la ópera, la campana de la democracia, la iglesia de San Nicolás, la plaza del mercado con el antiguo ayuntamiento y el rascacielos City-Hochhaus o torre panorámica. La plataforma de vistas panorámicas más elevada de Leipzig (142,5 m de altura), también llamada "diente afilado" debido a su forma, alberga actualmente la sede de la cadena de radiotelevisión Mitteldeutsche Rundfunk y un restaurante que ofrece una fantástica vista panorámica.

 

MUY CERCA DEL AGUA

El puerto de Leipzig: Desde aquí se puede explorar Leipzig y su entorno acuático en canoa, kayak o barco dragón, hacer una excursión en barco hasta la zona de Leipziger Neuseenland o pasear en bicicleta por los carriles de cicloturismo que hay a orillas del agua. ¿O quizás prefiera echar un partido de vóley-playa y disfrutar de la puesta de sol en el bar de playa? 

Y hablando de la Leipziger Neuseenland: al sur de Leipzig se encuentra la zona de los lagos, que cuenta con más de 19 lagos y está en crecimiento. Aunque en este caso no le podemos ayudar a elegir hacia cuál de ellos ha de fijar el rumbo. 

El puente Sachsenbrücke se encuentra situado justo en el parque Clara-Zetkin-Park, el mayor parque municipal de Leipzig, y ofrece un espacio ideal para buscarse su rincón favorito y disfrutar de un helado junto al agua.

Plagwitz, también denominado "Hypezig", es un barrio con mucho encanto que presenta una combinación de villas, fábricas antiguas, mucho verde y mucha agua:  un lugar perfecto para pasear o para recorrer el canal Karl Heine y el río Elster Blanco con excursiones en barco, kayaks, paddle surf y barcas de remos. Por todo el barrio puede encontrar empresas de alquiler de barcos.
Para los de secano, aquí también pueden disfrutar del carril bici del Elster Blanco, que discurre siempre en línea recta y se rumorea que es uno de los carriles bici más bonitos de Leipzig. Pasa por el puente Sachsenbrücke, el puente Palmengartenwehr, el bosque Richard-Wagner-Hain, el lago Auensee... ¡Y continúa siempre en línea recta a lo largo de 250 kilómetros!

 

3 LUGARES DE FOTO:

Parada City-Tunnel en la estación de Bayerischer Bahnhof

Calle Aurelienstraße en el canal Karl-Heine

puente Könneritzbrücke

PARA PASEAR SIN RUMBO FIJO

Pasaje Mädler: antiguamente, el sistema de pasajes de Leipzig servía para las ferias de muestras. En este pasaje de cinco pisos de 1912 se comerciaba con porcelana, piel y vino, e incluso en la actualidad se venden todo tipo de productos selectos en esta calle comercial

Calle Karl-Liebknecht-Straße: también conocida como "KarLi", al parecer tiene más bares que casas. ¿Y qué tal una última copa?   

Barrio Waldstraßenviertel: especialmente interesante para los amantes de la arquitectura, ya que en este barrio se vive de cerca la historia de la construcción de viviendas desde 1830 hasta la actualidad. Al noroeste del centro se encuentra el barrio de la época de los fundadores más grande y completo que se conserva en Europa y uno de los más lujosos de Leipzig.

Calle Karl-Heine-Straße:  la calle Karl-Heine-Straße se extiende a lo largo de aprox. dos kilómetros desde el parque Clara Zetkin hasta la estación de Plagwitz y presenta una mezcla de gastronomía y cultura. Es la arteria del oeste de Leipzig. Sea la hora que sea, ¡siempre hay movimiento

Cementerio Leipziger Südfriedhof: el cementerio, consagrado en 1886, se encuentra entre los más grandes y bonitos de su clase en Europa y es conocido por su ambiente idílico. Este cementerio-jardín le impresionará con su amplio terreno y le sorprenderá con su extraordinaria arquitectura y sus sepulcros, de gran relevancia desde el punto de vista artístico.

 

CON VISTAS, ¡NATURALMENTE!

Bosque Auwald: una de las áreas de bosque de ribera más grandes de Europa con el mirador Rosental (o torre tambaleante) que ofrece unas vistas abiertas de Leipzig.

Fockeberg:  desde este monte de 153 metros de altura, cuyo origen fue una escombrera creada artificialmente, se abren unas espectaculares vistas de la silueta de Leipzig. Alrededor encontrará frescos campos verdes, espesos arbustos y árboles muy altos (15 min en coche/30 min en transporte público de cercanías).

Monumento a la Batalla de las Naciones y parque Wilhelm Kuelz: se pueden subir los 364 peldaños de este célebre monumento para disfrutar de unas vistas panorámicas de Leipzig, para seguidamente relajarse a la sombra en el parque Wilhelm Kuelz Park, con su denso arbolado inusual.  

Bistumshöhe y lago Cospudener See: a pie, en bicicleta o incluso con patines en línea, merece la pena rodear el "Cossi"  (pequeñas bahías en la playa de Weststrand). Después, siga el desvío del camino principal que va hacia la Bistumshöhe, una torre mirador que ofrece unas pintorescas vistas de Zwenkau y del lago Cospudener See (20 min en coche/45 min en transporte público de cercanías).


Continuar leyendo

Parada intermedia: Dessau y Pömmelte

Historia(s) alemana(s) por partida triple:

  • Ringheiligtum Pömmelteun santuario circular de 4000 años reconstruido que procede de la Edad de Piedra y cuenta con siete anillos de empalizadas, tumbas y murallas, con un diámetro exterior de 115 metros. Este complejo lugar de culto, que probablemente sirvió como santuario central para diversos rituales, se puede visitar de forma gratuita. 
  • El corazón de la Bauhaus: los aproximadamente siete años de la Dessauer Bauhaus (1925-1932) constituyeron el auge de la arquitectura Bauhaus. Por ello, en la actualidad aún se encuentran en Dessau muchas construcciones de estilo Bauhaus: el edificio de la Bauhaus, las casas de los maestros de la Bauhaus, la colonia Törten en Dessau, la Kornhaus, la casa de Fieger, la casa de acero y la Oficina de empleo. El Museo de la Bauhaus de Dessau se inauguró en septiembre de 2019 con motivo del centésimo aniversario de la fundación de la Bauhaus y contiene un catálogo de alrededor de 49 000 obras expuestas, lo que lo convierte en la segunda mayor colección sobre la Bauhaus en todo el mundo.
  • Museo de tecnología Hugo Junkers: En el recinto de las antiguas fábricas de aviones Junkers se encuentra una nave restaurada de los años 50 (con una superficie de exposición de 4200 m²), donde se exponen como temas principales la vida y la obra de Hugo Junkers como ingeniero, empresario e inventor.

Continuar leyendo

Tercera parada: Magdeburgo

Nuestro Motel One Magdeburgo

UN PUNTO DE REFERENCIA

En nuestro Motel One Motel One Magdeburgo, estará prácticamente en todo el meollo. Justo al lado le espera el emblema de la ciudad, la Catedral de los santos Mauricio y Catalina de Magdeburgo y, al otro lado, el Museo de arte de Magdeburgo con el convento de Unser Lieben Frauen. El Antiguo Mercado, corazón de la ciudad, el Ayuntamiento y la iglesia Johanniskirche se encuentran a tan solo un corto paseo a pie. 

Por cierto, mientras pasea por Magdeburgo, podrá descubrir nueve estilos arquitectónicos a la vez. Del convento románico de Unser Lieben Frauen a las construcciones de la época de los fundadores de la plaza Hasselbachplatz, sin olvidar la catedral gótica y la Ciudadela verde de Hundertwasser, el último diseño terminado de Friedensreich Hundertwasser, con el que quería sentar precedentes contra las reglas clásicas de la arquitectura moderna.

 

SUMERGIRSE EN EL VERDE

El parque Elbauenpark, antiguo recinto de la exhibición nacional de jardines, ofrece innumerables posibilidades para el tiempo libre:  un mariposario, zonas delimitadas con animales salvajes, áreas deportivas, un parque de aventura y también tirolinas. Además, gracias a su ubicación a orillas del Elba, los visitantes también pueden disfrutar de unas preciosas vistas del casco antiguo desde los numerosos miradores, por ejemplo, delante de la torre Jahrtausendturm.

El parque municipal Rotehorn está situado en el centro de Magdeburgo, sobre una isla en el río Elba frente al casco antiguo, y con sus extensos prados y bosques ofrece todo lo que anhelan los corazones de los amantes de la naturaleza. Incluso un lago con alquiler de barcas y una torre mirador con unas bonitas vistas de la ciudad.

AL AGUA

El carril bici del Elba discurre desde Praga hasta Hamburgo y atraviesa Magdeburgo a lo largo de 20 km. Puede seguir este carril o bien una de las numerosas rutas con las que se pueden recorrer Magdeburgo y sus alrededores. ¿Que no tiene bici? No hay problema. Hay bastantes empresas de alquiler de bicicletas. 

Como se ubica en la intersección del Elba, su afluente Havel y el canal Weser-Elba, en Magdeburgo nunca se está lejos del agua. Especialmente recomendable: el cruce de vías fluviales de Magdeburgo, hasta el cual merece la pena hacer una excursión en bicicleta (de 1 h aprox.). El puente acuífero más largo de Europa mide 918 metros y conduce el canal Weser-Elba por encima del río Elba. Las impresionantes construcciones de elevadores y esclusas entusiasmarán a los amantes de la tecnología y a los apasionados de los barcos. 

Las excursiones en barco con la Weiße Flotte pasan río arriba por la catedral y el punto más alto del parque Rotehorn o bien, río abajo, en dirección al cruce de vías fluviales, incluyendo un paso por esclusa. 

 

GASTRONOMÍA

Si siempre ha querido saber cómo es comer en una iglesia, puede probar en el restaurante "Die Kirche", ubicado en la antigua iglesia de San Enmanuel de 1832.

En la pequeña ciudad de Loburg (aprox. 30 min en coche) se destila una de las ginebras regionales que se pueden degustar en nuestro Motel One Bar

Por Nedlitz, a 10 min de Loburg, soplan aires africanos. En una granja de avestruces podrá contemplar estos animales y adquirir sus productos en la tienda.


Continuar leyendo

¿Quiere cambiar de planes? Gracias a la opción de modificación flexible de reserva, podrá gestionar su reserva en cualquier momento.